FLORA Y FAUNA

China Política China Imperial China Moderna Población Paisajes Gastronomía Agricultura Industria Ciudades Muralla China Religión

Mamíferos y reptiles
Aves
Especies en peligro
Zonas protegidas

Tradicionalmente, los chinos no mataban a ciertos animales, como las serpientes, porque creían que éstos poseían poderes mágicos. Otros animales, como el león, tenían un significado simbólico. A la entrada de los templos chinos hay estatuas de leones que enseñan los dientes en un gesto de amenaza, mientras que las escalinatas de los palacios están decoradas con figuras de dragones. La tortuga gigante es símbolo de longevidad en la mitología china. También la grulla y el ciervo simbolizan larga vida.
En los hogares campesinos chinos, los animales han tenido siempre mucha importancia, aunque la cría de ganado a gran escala representaba sólo una pequeña fracción de la producción agrícola. Por ejemplo, la cría de F
lechero es casi desconocida en China. S bargo, los animales que podían manteni recintos cerrados, como las gallinas, los
1
los cerdos, eran muy importantes. Los chinos los consideraban «factorías químicas», que aprovechaban los desperdicios y producían abono para los campos.
 

Mamiferos y reptiles:

La fauna y la flora de China figuran entre las más variadas del mundo. Entre las especies más curiosas hay que mencionar el panda gigante, el takin (una especie de toro), el delfín de aletas blancas del río Yangtsé, el caimán chino y la pintoresca salamandra gigante.
Otras especies raras o únicas son el gibón hoolock, el leopardo de las nieves —también llamado onza — y el camello salvaje. En algunas zonas aisladas de China se han encontrado especies que se creían ya extinguidas, como el ibis japonés, del que todavía existen ejemplares en los montes Qin Ling, en la parte central-septentrional de China. En los desiertos y mesetas frías de Mongolia Interior, Xinjiang y Tíbet hay asnos y yaks salvajes.
                

 

 

Regresar

Aves:

En China vive la séptima parte de las 8.600 especies de aves que existen en el mundo. Más de 90 de estas especies sólo se encuentran en China o pasan allí la mayor parte del año. Entre ellas figuran la grulla manchú, la grulla monje y la grulla cuellinegra. Sin embargo, la destrucción de sus territorios de cría ha puesto en peligro el futuro de las grullas. China cuenta, además, con una enorme variedad de aves de presa, incluyendo águilas y buitres.
 

          

Regresar

Especies en peligro:

Muchas especies chinas se encuentran en peligro de extinción, por dos causas principales. En primer lugar, los chinos tienden a comer cualquier clase de animal Así, el tigre del sur de China corre peligro de extinguirse a causa de la creencia tradicional de que comiendo ciertas partes de este animal se adquiere la fuerza del tigre. De manera similar, al rinoceronte de Java, del que antes existían ejemplares en China, se le ha exterminado a causa de su cuerno, que, según la tradición china, posee propiedades afrodisíacas. En segundo lugar, la rápida e indiscriminada tala de los bosques chinos ha destruido el hábitat de muchas especies. El bosque subtropical de la cuenca de Sichuan, en el suroeste de China, ha quedado casi destruido en los ú1- timos cuarenta años. Esta zona, única en el mundo, donde coexistían las coníferas y los árboles de hoja ancha con el bambú y el rododendro, albergaba una abundante fauna, entre cuyas especies nativas destacaban el panda gigante, varios antílopes, musarañas y el mono dorado.

La destrucción de sus habitantes naturales resulta catastrófica para los animales, muchos de los cuales dependen de las plantas para sobrevivir. Una de las especies más amenazadas es el panda gigante, animal muy popular en los parques zoológicos de todo el mundo, y del que sólo quedan 700 ejemplares en libertad. La escasez de su alimento principal, los brotes de bambú, ha puesto al panda gigante al borde de la extinción. Para proteger a estos apacibles animales, el gobierno chino ha iniciado una campaña, que ha contado con el apoyo de todos los sectores de la población. Unas 100.000 personas han participado en este programa en las regiones habitadas por el panda.

Regresar

Zonas protegidas:

En 1956, China empezó a declarar protegidas ciertas zonas, con el fin de preservar la flora y la fauna. A comienzos de los años noventa, existían ya 468 de estas zonas, la mayoría de ellas designadas durante la década anterior. El gobierno se propone aumentar el número de zonas protegidas a 500, con una extensión total de más de 20 millones de hectáreas. Especialmente importantes son las zonas protegidas de la provincia de Yunan, conocida como «el reino animal y vegetal de China».
En la actualidad, existen cuatro tipos de zonas protegidas. Un primer tipo pretende preservar sistemas ecológicos importantes. Estas zonas se encuentran sobre todo en el noreste y sureste. En segundo lugar, están las zonas donde se pretende proteger a especies concretas. Por ejemplo, la «isla de las serpientes», cerca de Luda (Dalian), en el noreste, donde viven decenas de miles de venenosísimas serpientes del género Halys en una extensión de menos de un kilómetro cuadrado. Un tercer tipo sirve para proteger especies vegetales, como el ciprés plateado. Por último, ciertas zonas están protegidas porque presentan características ecológicas o geológicas especiales.

Regresar